El Origen del Caballito: es pa'l caballo

Caballito de Tequila

 

El caballito de tequila, icónico e inconfundible vasito chaparro cuyo nombre se gestó en el campo mexicano.

Presente en la mesa, protagonista en el cine y compañero de batallas. De vidrio grueso y fondo pesado, recipiente perfecto para chocarlo con fuerza, aunque se chorree la bebida en la mano.

Si bien no se sabe quién fue el que diseñó el caballito de vidrio tal y como lo conocemos y usamos el día de hoy, según lo relata la Academia Mexicana del Tequila A.C. su nombre tuvo su origen en el siglo XIX cuando los hacendados agaveros salían a caballo a supervisar a los jornaleros.

Para su recorrido acostumbraban a llevar dos guajes, uno con agua y otro con tequila.Además, llevaban colgado del cuello un cuerno de bovino que usaban para beber el tequila de un golpe. Cuando les preguntaban para qué era el cuerno respondían “Es pa’l tequila en el caballito”, dando así origen al tradicional nombre del vasito de tequila.

Si bien el día de hoy contamos con copas especialmente diseñadas para detectar de mejor manera los aromas de los mezcales (siendo el tequila uno de ellos), y es muy recomendable la experiencia de degustación con dichas copas, para un día de fiesta hay que chocar con fuerza los caballitos y decir ¡Salud!

24 de julio Día Internacional del Tequila